Acude al dentista tras las vacaciones de verano

Acude al dentista tras las vacaciones de verano

Acaba el verano y con ello comienza la rutina y el volver a adquirir ciertos hábitos olvidados, y qué mejor momento para poner al día ciertas cosas, como nuestra salud bucodental. Septiembre es el mes perfecto para acudir a nuestro dentista de confianza y someternos a una revisión periódica que cobra mucha importancia tras esta época estival.

visita dentista tras el verano

hola.com

Durante los meses de julio y agosto, nuestros hábitos se modifican, y por tanto nuestra dentadura también sufre esos cambios. Somos propensos a pasar mucho menos tiempo en casa, a ir de un sitio a otro, viajes, planes de fin de semana, pequeñas escapadas y a veces eso complica nuestra higiene dental. Adquirimos una menor frecuencia de cepillado y exponemos a nuestros dientes a un mayor número de gérmenes, lo que se puede traducir en un aumento de la halitosis, o de la placa bacteriana, el riesgo de caries y una mayor sensibilidad en el esmalte. También influye el clima, ya que el aumento de las temperaturas nos produce un déficit de hidratación y se reduce la salivación en la boca.

Además, durante este período nuestra alimentación también sufre y nuestra dieta empieza a desequilibrarse debido a la ingesta de bebidas carbonatadas, productos azucarados, grasas saturadas, alcohol, café…Descuidamos nuestra alimentación y eso influye de forma directa en nuestra salud dental, ya que favorecemos la aparición de un mayor número de bacterias en nuestra dentadura.

Por otro lado, para los más pequeños de la casa, también es importante acudir al dentista en esta época, pues empieza para el niño una temporada de mayor actividad y es fundamental conocer el estado de su salud bucodental. Hay que controlar la dentadura ante los posibles riesgos que puedan aparecer, como las actividades extraescolares basadas en deportes de contacto, entre otras.

Es fundamental planificar las visitas al dentista durante el año, lo recomendable es acudir al menos es dos ocasiones, pero no olvides que una consulta tras las vacaciones de verano es más que fundamental para controlar tu dentadura y retomar la rutina de forma saludable.